Sobre hornos de piedra 

Uncategorized

Cavar un hoyo en el suelo, lo suficientemente hondo para alojar en el una hoguera, ovalado a poder ser dejando un lado en forma de rampa. 
Fabricar con arcilla una especie de rueda plana y hacerle muchos agujeros con nuestros dedos, lo suficientemente grandes para que pasen a su través las llamas. 
Colocarlo encima de unos de los lados del hoyo y sellarlo con la arcilla de la orilla del río que baja desde el monte de la isla Polar. 
Dejar una entrada para la leña a ras de suelo y apiñar en forma de columna o cilindro alrededor de el una especies de horno. Si es posible orientar la entrada de leña donde sóple ligeramente el viento. 
Usar las piedras recogidas del cinturón de asteroides. Ya tenemos nuestro horno para cocer ladrillos y poder empezar a construir nuestro hogar alrededor del limonero. Será un reto largo y no libre de obstáculos, pero al final podremos descansar frente a nuestra chimenea, cerca del limonero, a la falda del monte de la isla polar, muy cerca del océano de las inuits. 
#historias de Jacobo 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s